Holocracia

El concepto de holocracia tiene tantos defensores, que ven este modelo más democrático como detractores, que aseguran que hace inviable la toma de decisiones.
Holocracia

Reforzar el papel de los trabajadores y diluir las jerarquías dentro de la empresa ha sido una de las grandes tendencias en organización empresarial durante los últimos años.

De sistemas verticales en los que los responsables de área o el propio empresario tomaban todas las decisiones y se hacían responsables de las estrategias y funcionamiento de la empresa se ha ido pasando progresivamente a sistemas más horizontales que refuerzan el papel de los empleados y les otorgan un poder de decisión mucho mayor.

Las empresas tecnológicas y las startups han sido algunas de las que más han apostado por este tipo de sistema y las primeras en implementar la holocracia y trabajar sin jefes.

¿Qué es la holocracia de Brian Robertson?

La holocracia es un sistema de organización de empresas completamente horizontal en el que desaparece la estructura jerárquica y la toma de decisiones pasa a ser compartida entre todos los miembros de la entidad.

En este modelo, la autoridad se distribuye entre equipos que trabajan de forma autónoma y con un rol determinado para cada trabajador. Estos equipos se interconectan en una estructura común para toda la empresa.

El concepto de holocracia fue creado en 2007 por Brian Robertson, que lo puso en práctica en su propia empresa, Ternary software. Robertson lo expuso en su libro Holacracy: The New Management System for a Rapidly Changing World. Antes, en la década de los 60, el término fue usado por primera vez por Arthur Koestler para hacer referencia a un sistema de unidades autónomas que forman parte de una estructura global.

Hay muchas empresas en el mundo que utilizan la holocracia como forma de organización entre las que se encuentran: Netflix, la marca de calzado Zappos, Gore tex, Morning Star o las tiendas británicas John Lewis.

¿Cómo se organiza la holocracia en las empresas?

La holocracia presenta una serie de elementos que la definen y, al mismo tiempo, la diferencian de los sistemas de organización tradicionales.

Desaparición de la estructura jerárquica en el sistema

En la holocracia, la organización tiene una estructura circular en la que no hay jefes y todos los grupos que la integran están al mismo nivel. Es un tipo de organización en la que cada equipo de empleados tiene capacidad de autogestión y asume sus propias responsabilidades en la toma de decisiones y dentro de la organización.

El modelo conduce a que cada equipo trabaje en un proyecto y que todos juntos conformen el trabajo de la empresa.

Trabajo por roles

Cada empleado de la compañía tiene un rol y lo mismo sucede con cada uno de los equipos en los que queda insertado. Los empleados deben hacerse, además, responsables del trabajo que realizan y de su papel dentro de los equipos y en el marco de toda la organización.

La desaparición de las jerarquías y de los puestos de trabajo entendidos en su forma más tradicional no significa que no haya responsabilidades. Ahora son los trabajadores las que las asumen.

Los roles permiten que cada trabajador pueda desempeñar tareas en equipos distintos y también que, en un momento dado, se pueda cambiar de rol con más facilidad dentro de la empresa.

Si la holocracia se implementa en organizaciones con otros sistemas es necesario que Recursos Humanos realice un estudio previo de las características de los empleados para identificar los que pueden encajar en determinados roles.

Autonomía en la toma de decisiones

La resiliencia para hacer frente a cualquier circunstancia que pueda sobrevenir y la creatividad para buscar nuevas soluciones y encontrar caminos diferentes son dos de las soft skills que deben acompañar a los trabajadores en este sistema de organización.

Los equipos, y los empleados dentro de ellos gozan de una gran libertad en las empresas que implantan la holocracia y los trabajadores deben responder con un alto nivel de compromiso y siendo proactivos en su trabajo.

Papershift
La organización de tu empresa en la nube
  • Programación de turnos
  • Control horario
  • Gestión de las vacaciones
  • Cálculo automático de la nómina
  • Análisis de datos e informes
Prueba Papershift 14 días gratis y sin compromiso.
Prueba 14 días gratis

Constitución de la holocracia

Mantener la organización dentro de la libertad y la autonomía que proporciona un sistema sin jefes es el gran reto de la holocracia y la Constitución de la holocracia es la encargada de conseguirlo.

El creador del concepto de holocracia, Brian Robertson, también creó la Constitución de la Holocraria. Es un libro de reglas en el que se recogen, de forma muy explícita, las normas que deben seguir los trabajadores de las empresas en las que se sigue este sistema.

La holocracia es un sistema sin estructura jerárquica y la Constitución permite establecer claramente las reglas que fijan la forma de trabajar en la empresa. Este documento es el que estructura el trabajo y fija el marco de trabajo sin necesidad de autoridad.

Ventajas de la holocracia

La holocracia tiene muchas ventajas para el funcionamiento de la empresa.

Potencia la agilidad

Es el gran beneficio que otorga la holocracia a la empresa. Al desaparecer las jerarquías, la toma de decisiones es mucho más rápida y profesional porque recae en empleados cualificados.

No solo se gana agilidad en la toma de decisiones, también en la comunicación entre cada trabajador dentro del equipo y con el resto de la empresa.

Favorece la innovación y la creatividad

La libertad y rapidez que da este modelo de empresa abre mucho el camino a la innovación y a la creatividad y refuerza considerablemente el compromiso del trabajador con la compañía porque ya no existe una autoridad en la que escudarse si hay algo que mejorar.

Incrementa el nivel de satisfacción de los trabajadores

Los trabajadores se sienten mucho más valorados en organizaciones que les tienen en cuenta para tomar las medidas que estimen oportunas y en la holocracia son responsables de sí mismos.

La satisfacción de los trabajadores tiene consecuencias muy positivas en la productividad en el equipo y en el conjunto de la empresa. La holocracia favorece mucho, además, la conciliación de la vida laboral y familiar.

¡Prueba Papershift 14 días gratis!

Inconvenientes de la holocracia

Entre las desventajas que puede tener la holocracia destaca la incertidumbre que genera no tener una jerarquía y un líder claro que fije los objetivos y que reaccione de manera clara cuando surgen diferencias o problemas.

Otros dudan de su eficacia como modelo de gestión de personas y empresas y, aseguran, que no se puede vincular el éxito de las empresas que lo utilizan con su puesta en marcha.

De cualquier forma, implantar la holocracia en una empresa exige un importante esfuerzo por parte de Recursos Humanos ya que se trata de un modelo muy innovador que exige cambios importantes en la forma de trabajar. Por eso, el cambio a la holocracia conviene que sea gradual para que todos puedan adaptarse sin problemas y que se haga con un software de gestión de Recursos Humanos funcional y eficiente para facilitar el paso de los nuevos roles y medir mejor los resultados.



Escrito porDaniela

Conectando Papershift con empresas y empleados, a través de contenido relevante en el ámbito de los Recursos Humanos.